Capital Psicológico: una buena inversión

La perspectiva de la psicología positiva ha logrado ocupar (merecidamente) un lugar privilegiado en el estudio del comportamiento humano y, como no podía ser de otro modo, también con mucha fuerza en el ámbito laboral y empresarial vienen ganando importancia los aspectos relacionados con el Positive Organizational Behavior “POB” (Comportamiento Organizacional Positivo), destacando las fortalezas humanas y las capacidades brain2psicológicas positivas, que pueden ser medidas, desarrolladas y manejadas para mejorar el desempeño laboral.

Lo realmente destacable de estas características, frente a otras muchas que se han estudiado (por ejemplo, rasgos de presonalidad, muy estables y difícilmente modificables), es el hecho de que, pese a ser también relativamente estables, pueden ser desarrolladas y usadas para obtener beneficios en términos de salud y, lo que realmente da fuerza a esta perspectiva en el mundo de los negocios: su énfasis en la mejora del rendimiento y la competitividad, es decir, en los beneficios en términos económicos.

CAPITAL PSICOLÓGICO POSITIVO

El Capital Psicológico se ha definido como un

estado de desarrollo psicológico positivo del ser humano que va más allá del capital humano y social, el cual comprende la inversión en tiempos y esfuerzos necesaria y el desarrollo correspondiente de las habilidades adquiridas para la mejora del rendimiento y la competitividad.

Es un concepto relativamente reciente, que viene desarrollándose como tal desde principios de este siglo, aunque hunde sus raíces más atrás. Este estado psicológico se caracteriza por la presencia de cuatro características que seguramente ya conozcáis por separado:

Autoeficacia: se trata la creencia en nuestra propia capacidad para lograr el éxito en cierto ámbito o tarea. 

Optimismo: una tendencia a esperar que nos ocurran eventos positivos y, además, sentir que nosotros mismos tenemos mucho que ver en que esos eventos se produzcan.  

Esperanza: cuando tenemos alta esperanza somos capaces de conseguir y administrar vías para llegar al éxito y de encontrar caminos alternativos en caso necesario.

Resiliencia: es la archiconocida capacidad de sobreponerse a la adversidad e incluso salir fortalecido de ella, tan ‘de moda’ estos últimos años. 

Aunque ya se sabe que por separado estas características se relacionan con mayores niveles de motivación, desempeño, compromiso y bienestar laboral, estos aspectos tan deseables para las empresas se ven mucho más favorecidos cuando las cuatro se encuentran presentes en altos niveles en los trabajadores, es decir, cuando las personas tienen un alto Capital Psicológico, ya que, efectivamente, todo apunta a que este factor de segundo orden tiene cierta entidad propia que va más allá que la de sus cuatro componentes.

flexibilidad-laboral
Así pues, ya no estamos hablando solamente de cuestiones relacionadas con el bienestar de los trabajadores, sino que se está viendo que estas personas tienen la capacidad de afrontar con mayor probabilidad de éxito la complejidad de su trabajo (autoeficacia) y esperar lo mejor de su día a día (optimismo) y superando las dificultades que se puedan encontrar en su camino, reinventando los modos de conseguirlo si es preciso (resiliencia y esperanza). Además, este estado psicológico tiene un efecto protector minimizando los efectos negativos de los sucesos, situaciones y/o características desagradables del trabajo.

En suma, todo esto les permite estar más motivados y comprometidos, y desempeñar mejor su tarea. Al final de toda esta cadena de acontecimientos se encuentra el beneficio para la empresa, en términos económicos y de bienestar.

Teniendo todo esto en cuenta, parece que, si se pudiera comprar el Capital Psicológico, no sería una mala idea invertir en él.

¿INVERTIR EN CAPITAL PSICOLÓGICO?

Quizá comprar no sea la palabra adecuada, pero sí se puede invertir en él, invertir en desarrollarlo en los miembros de la empresa. Lo mejor de todo es que el análisis, entrenamiento y desarrollo de estas características  supone un coste mínimo comparado con los beneficios que puede aportar, de modo que es un una inversión de poco riesgo y con un amplio margen de ganancia.

Beneficios tangibles 

Cuando he dicho que el coste es mínimo, lo que en realidad quería decir es que es un coste ridículo. Se ha probado experimentalmente una intervención con un modelo de micro-entrenamiento de los cuatro factores del Capital Psicológico que tiene efectos positivos directos sobre éste e indirectamente sobre el desempeño. Este programa de entrenamiento dura 2 horas.

Concretamente, el nivel desempeño mejoró alrededor de un punto sobre diez en los trabajadores sometidos al entrenamiento, y eso que partían de niveles previos aceptables tanto de Capital Psicológico como de desempeño. inversiones-en-lineaImaginemos el efecto que tendría este entrenamiento o uno más intenso y prologando, si partiésemos de niveles bajos de Capital Psicológico y desempeño de los trabajadores.

Retorno en ganancias

Como ya he dicho, el desarrollo del este estado psicológico positivo puede ser una gran herramienta para mejorar los resultados empresariales con un bajo coste. Se ha calculado que podría devolver ganancias económicas de aproximadamente un 270% del coste de la inversión en Capital Psicológico en mini-intervenciones como las nombradas, y de alrededor del 200% si se implantasen de forma masiva, por ejemplo, a nivel estatal.

De todas formas, éste es todavía un campo reciente y tanto la investigación como su puesta en práctica tienen todavía muchos pasos que dar, aunque  lo que se lleva visto hasta ahora y lo que se espera es ciertamente alentador: parece que, efectivamente,

El Capital Psicológico es una muy buena inversión  

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s